Piel Cambiada

domingo, julio 25, 2010

historias humanas II


salen de la iglesia gozosos
de la mano sonrientes
novia y novio hermosos
con futuro resplandeciente

I

vida mía son tan dulces tus besos
y tus palabras embelesos
ven recuéstate en mi pecho
vente presuroso al lecho

amada mía eres preciosa
de la rosa la más hermosa
dulce cual manantial de miel
ven acerca a mi tu piel

la velada fue perfecta
champan y fresas en demasía
la niña no era tal cual decía
y al hombre eso le afecta

II

por qué ya no tienes detalles
como antes tu solías
por mi tu morías
y ahora andas en las calles

la rosa roja en la cama
los versos de amor encendido
ya no me siento una dama
has sintonizado el partido

apagas la luz callado
cansado y adormitado
mi piel no enciende ya la tuya
mi llanto silente murmulla

III

ya no eres tan amorosa
ni te decoras cual rosa
te acomodaste a una vida
la ilusión está perdida

eras la admiración
de mis amigos en ocasión
bella como ninguna
tu andar parecía pluma

yaces aletargada
con cabeza alborotada
no pones a esto fin
ni a tus labios carmín

IV

ayer sentí en mi mejilla
de la vida lo más doloroso
me escondí en la buhardilla
ante tu golpe deshonroso

el alma tu me la heriste
ahora me guardo triste
sentada en una esquina
mi corazón maquina

son días de desconsuelo
ya no me arreglo ni el pelo
tus golpes en vez de caricias
tus gritos en vez de delicias

V

Son las once de la noche
y no veo llegar tu coche
me dices que andas de amigas
y yo comiendo las migas

Anoche te vi tan bella
aun sigues siendo mi estrella
pero en el lecho eres tan fría
ya no te siento mía

Veniste algo agitada
quiero creer que no ha sido nada
con el labial algo corrido
y el cuerpo consumido

VI

Se acabaron los atardeceres
que dedicábamos a nuestros quereres
ahora eres mujer dinero
lo material para ti es primero

Si no tienes la casa del momento
entonces no hay sentimiento
si no tienes esa vajilla
entonces no hay armonía

Para ti mi sueldo es basura
y nuestros momentos amargura
te la pasas ambicionando
lo que otros van desechando

VII

Fue muy triste encontrarte
aquella tarde sombría
a la vuelta de tu tía
no quise molestarte

tenía leve sospecha
y en el corazón presentimientos
que se acabó nuestro sentimiento
y que otra mujer te acecha

Ibas del brazo de ella
hay que reconocer que es bella
no quiero recordar el instante
cuando te vi con tu amante

VIII

No reconozco tu rostro
para mi te has vuelto monstruo
destruyes mi amor, mi vida
y la familia perdida...

Eres del abuso maestro
ni aún pensando en lo nuestro
has pisoteado lo sagrado
a mis niños has destrozado

No se como ponerle fin
a esto que sangre pare
y erradicar de mi mente
el "hasta que la muerte nos separe"

posted by Lorena Perez at 3:46 p.m.

0 Comments:

Publicar un comentario

<< Home